Infokratia

Sección de información, opinión, historia, literatura, cine, curiosidades... Es la sección principal y contiene la mayoría de las publicaciones del antiguo blog Infokratia, por lo que mantiene un poco, para la comodidad de los fans, la estructura de la bitácora.

El debate sobre el estado de la Nación

Imagen de javcus


Chiste de Morgan: El debate sobre el estado de la Nación, según Morgan.Chiste de Morgan: El debate sobre el estado de la Nación, según Morgan.

¿Se han atrevido a ver el Debate sobre el estado de la Nación? ¿Pudieron aguantar el rollo infumable mezcla de cursilerías, demagogia barata y, últimamente, chulería que sistemáticamente acostumbra proferir el Cejas, sin perder miríadas de neuronas, o sin llorar desconsoladamente al ver en manos de quiénes estamos?

Expoliaciones, violencias proyectadas por los conjurados y encubiertas con el nombre de Tolerancia

Imagen de javcus


(Capítulo décimo del primer tomo del libro del abate Augustin Barruel
Memorias para servir á la historia del Jacobinismo, 1827,
transcrito con la ortografía original de la obra.)

Lo que era la Tolerancia para los conjurados. — Expoliaciones meditadas por Voltaire. — Estos proyectos ya desechados ya admitidos por Federico. — Consejos de d’Alembert. — Votos de Voltaire por los medios violentos. — Votos de Federico por la fuerza mayor. — Voto frenético de d’Alembert.

Lo que era la Tolerancia para los conjurados.

De cuantos medios adoptaron los gefes de la conjuracion anticristiana, apenas hay alguno que les saliese mejor que el de su afectacion en repetir incesantemente en sus escritos las palabras: tolerancia, razon, humanidad, que fueron, segun Condorcet, su nombre de guerra (1). En efecto, era muy natural escuchar á unos hombres que parecia estaban penetrados de los sentimientos que expresan aquellas palabras. Pero ¿y eran reales estos sentimientos? ¿Los sofistas conjurados se contentarian siempre con la verdadera tolerancia? Pidiéndola para sí y su partido ¿estaban en ánimo de ser tolerantes con los otros, si lograban ellos ser mas fuertes? El que quiera resolver estas cuestiones no debe atender á las palabras tolerancia, humanidad, razon, con que pretendian alucinar el público; debe entrar en el secreto de su correspondencia, y atender á la contraseña, destrozad el infame, destruid la Religion de Jesucristo. (*) ¡O blasfemia ridícula! Condecoran este sistema de opresion con el dictado de república; al mismo tiempo que la nacion está encadenada, entonan cánticos de libertad; el asesino pronuncia con su boca ensangrentada la salutacion fraternal; y el grato nombre de igualdad se lee en la fachada del palacio de los déspotas de la Francia.—Coment. de la Magdalena, tomo 3, noche undécima. En esta correspondencia verá que no hay diferencia alguna entre los gefes de la conjuracion y los verdugos sus sucesores Pethin, Condorcet, Robespierre y sus cómplices, que hablaron mucho de tolerancia y humanidad, inundando de sangre la Francia. Voltaire y 141 demas capataces de la conjuracion clamaban tolerancia, y en secreto se decian, destrozad. Los Jacobinos tambien clamaban tolerancia, y las linternas, los puñales y las segures revolucionarias son los testimonios que dieron de ella (*).

Sexto medio de los conjurados, inundación de libros anticristianos

(Capítulo noveno del primer tomo del libro del abate Augustin Barruel
Memorias para servir á la historia del Jacobinismo, 1827,
transcrito con la ortografía original de la obra.)

Concierto de los gefes para sus producciones anticristianas. — Astucia particular de d’Alembert sobre los sistemas. — Escritos de Voltaire dirigidos por d’Alembert. — Consejos y concierto de Voltaire en estas producciones. — Exhortaciones para extender los escritos. — Excusas de d’Alembert. — Circulacion de estos escritos protegida por los ministros. — Convenio de Voltaire con Federico sobre el mismo objeto. — Doctrina de los escritos recomendados por los conjurados. — Doctrina de estos escritos sobre Dios. — Sobre el Alma. — Sobre la Moral.

Concierto de los gefes para sus producciones anticristianas.

Por ser notorio no hay necesidad de pruebas para demostrar que la Europa en el espacio de cuarenta años, y en particular en los últimos veinte de la vida de Voltaire, se ha visto inundada de una multitud de producciones anticristianas en folletos, sistemas, romances, historias fingidas y bajo de todas formas. No diré aun aqui todo lo que puedo sobre el asunto, y solo manifestaré la liga y concierto de los capataces de la conjuracion, en órden al rumbo que se habian propuesto seguir con estas producciones anticristianas, y su mutua inteligencia para multiplicarlas y hacerlas circular, á fin de inficionar la Europa con su impiedad.

¡Ya estamos en la final!

Propuesta de Escudo de España-Mundial Sudáfrica 2010, con Pablito «Pitoniso» de cimera.Propuesta de Escudo de España-Mundial Sudáfrica 2010, con Pablito «Pitoniso» de cimera.

¡Ya no eres el pulpo Paul! ¡A partir de ahora te adoptamos como mascota y serás Pablito «Pitoniso», el pulpo futbolero! Y para que veas lo agradecidos que estamos por haber vaticinado la victoria de nuestra Selección española, propongo que se te incorpore en el escudo de España a modo de cimera. ¿No tiene el escudo de Valencia un murciélago? Pues no veo por qué no puede tener el de España un pulpo tan majete como tú, y con cetro y bola, aunque balompédicos, que estamos en un mundial de fútbol.

Y eso que no lo tenía tan claro durante el partido, en el que España jugó muy, pero que requetebién, pero Alemania también, aunque a su modo, como ellos saben, a lo Línea Marginot. Y lo más alucinante es que se ha ganado con el primer gol de córner de la Selección española en todo el Mundial de Sudáfrica. Nada, macho, que nos has dado suerte, y por eso te consideramos la mascota de la selección en este mundial. La pena es que sólo vaticines resultados de la Selección de Alemania, porque la final del domingo será contra Holanda (y los belgas nos apoyan a nosotros, je, je). ¿Se puede considerar que Holanda jugará en casa? Lo digo porque la población bóer de Sudáfica habla afrikaans, un holandés raro, y espero que el árbitro no sea casero.

Paul, el pulpo pitoniso

Paul, el pulpo futbolero pitoniso.Paul, el pulpo futbolero pitoniso.

Actualización: ¡El pulpo ha vuelto a acertar!

Otra noticia más de fútbol, del Mundial, pero esta vez no de chatis sino de bichos. Me entero por Libertad Digital que «El pulpo Paul augura la victoria de España en semifinales». Ah, ¿es un acosador sexual de los estadios sudafricanos? No, señores, es un pulpo con todos los tentáculos, que vive en un acuario de Alemania.

Sabía que estos animales son bastante inteligentes, que resuelven problemas complicados —para un bicho, claro—, y que además me resultan muy simpáticos, pero lo que no sabía es que su inteligencia es superior a la de ciertos colectivos de ámbito futbolístico. En fin, al menos es divertido… como volver a la infancia y disfrutar de las marionetas y del circo. Se ve que ha acertado hasta ahora los resultados de todos los partidos de Alemania en el Mundial de Sudáfrica 2010, e incluso los de la pasada Eurocopa, con la excepción de la final Alemania-España, ganada por España, que supongo que la emoción —al fin y al cabo, es alemán y además nacido en la pérfida Albión— le alteró sus dotes de oráculo.

Quinto medio de los conjurados, honores académicos

Imagen de javcus


(Capítulo octavo del primer tomo del libro del abate Augustin Barruel
Memorias para servir á la historia del Jacobinismo, 1827,
transcrito con la ortografía original de la obra.)

Primer objeto de las Academias. — Proyecto de d’Alembert sobre las academias. — Intrigas para la admision de Diderot. — Éxito de los conjurados en las academias, y lista de los principales académicos.

Primer objeto de las Academias.

La proteccion que concedian los reyes á las ciencias y artes hacia muy estimados los literatos, mientras la supieron merecer, conteniéndose en su esfera, sin abusar de los talentos contra la religion ni contra la política. La academia francesa, en este particular, era la cátedra del honor y el grande objeto de la emulacion de los oradores y poetas, de todos los escritores que se habian distinguido en la carrera de la historia y en cualquiera otro ramo de la literatura francesa. Corneille, Bossuet, Racine, Massillon, La Bruyere, La Fontaine y cuantos ilustraron el siglo de Luis XIV, tuvieron por grande honor concurrir á las sesiones que se tenian en este santuario de las letras. Las costumbres y las leyes parece que se habian convenido, para que nunca llegasen á profanarle los impíos. Cualquiera nota pública de incredulidad era un título de exclusion, y lo fue aun por mucho tiempo en el reinado de Luis XV. Hasta el célebre Montesquieu tuvo un tiempo la exclusiva, á causa de las sospechas que de su ortodoxia dieron ciertos artículos de sus Cartas persianas. Fue necesario para que le admitiesen abjurar la impiedad y manifestar sentimientos mas religiosos. Voltaire pretende que Montesquieu engañó al Cardenal de Fleury, para que este consintiese á su admision, y que le habia presentado una nueva edicion de sus Cartas persianas, en las que 116 suprimió cuanto podia autorizar la oposicion de este primer ministro. Pero esta supercheria es indigna de Montesquieu: parece que no se le exigió mas que el arrepentimiento, del que en lo sucesivo dió muestras sinceras. Boindin, cuya incredulidad, por notoria, no daba lugar á exámen, se vió absolutamente excluido por esta academia, aunque fue miembro de otras (1). Tambien Voltaire se vió por mucho tiempo excluido, y no habria superado los obstáculos si no hubiese tenido grandes protectores, y no se hubiese valido de los medios hipócritas que aconsejó á los otros. D’Alembert, que sabia preveerlo todo, tuvo el miramiento de guardar secreto, hasta que se vió admitido; pero en esta época los sectarios que tenia la incredulidad en la corte y entre los ministros facilitaban la entrada.

Distribuir contenido